Todos somos humanos, nadie es perfecto. Vinimos a este mundo a experimentar la vida, vinimos a chocarnos con la realidad y sentir lo bueno y lo malo. Si lo miramos desde un punto positivo, es que tenemos que aprender de todo eso en lo que nos equivocamos. De jóvenes somos muy inexpertos y esto nos enseña a madurar más durante nuestra propia existencia. Estamos aquí y no podemos dejarnos desvanecer en las cosas que fallamos.

Si, la vida está llena de tropiezos. Nada es fácil y habrá personas que insistirán en hacerte las cosas imposibles. Porque esa es la dinámica del vivir. Quieres perseguir sueños pero existirá aquél ser dañino que tratará de hacer cualquier accionar para que no sigas luchando, para que renuncies a lo que verdaderamente quieres. Ahí es dónde tienes que poner tus cartas en el juego y ser inteligente.

No permitas que dañen tu mente con palabras desesperadas. No permitas que llegue una persona a arruinar todo lo que estás haciendo y lo que en sí te hace feliz. Tu felicidad es tuya, te pertenece. Sé que habrá días difíciles, habrá pérdidas y más aún, habrá decepciones, frustraciones y desmotivaciones. Sentirás que ya nada tiene el menor sentido. Querrás dejar todo a un lado. Pero ¡NO LO HAGAS!

La vida es muy bella y si ves al horizonte, habrá una luz de esperanza. Encontrarás en el infinito una guía que te llevará a lo más profundo de tu ser ¿para qué? Para encontrarte contigo mismo y decir: YO PUEDO.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here