James Rodríguez complace a su pequeña hija.

El jugador colombiano James Rodríguez, quién actualmente es el centrocampista del Real Madrid, ha tenido una gran relevancia en el fútbol tanto a nivel nacional como internacional. Su fama creció como espuma (gracias al mundial pasado y la ausencia de Falcao) y sí, hay que reconocer sus dotes deportivos que lo han llevado tan lejos. Aunque es difícil de comprender su forma de hablar (no se sabe a qué se debe el titubeo de su voz en las entrevistas), el cucuteño sabe cómo complacer a sus seres queridos, en este caso a su hija Salomé (después de que nació, a todo el mundo en Colombia le dio por ponerle ese nombre a cuanta niña naciera).

En una de sus publicaciones en Instagram, nunca faltan los comentarios de sus admiradores (que hasta se lo quieren c…) y lo que la gente acostumbra a pedirle a las figuras públicas: saludos, firmas, sexo, saludos. Salomé al ver que su padre, en realidad cada vez que se presentaba la oportunidad, le firmaba camisas y balones a sus fanáticos. En principio sintió celos porque James nunca le había firmado nada y ahora quería que lo hiciera especialmente para ella.

En un vídeo publicado por su esposa (que no recordamos el nombre pero sabemos que es la hermana de David Ospina) se puede apreciar el momento exacto donde el mediocampista (o el número 10 para algunos) le está firmando un balón a la pequeña Salomé. En ese clip se puede ver claramente el sentimiento efusivo de su hija, pues según lo que dice su madre, ahora quiere que Rodríguez le firme todo.

Esto es un hecho muy peculiar en el mundo de la farándula, puesto que los hijos de los famosos no le dan tanto detalle e importancia a esos asuntos. Sin embargo, para Salomé la firma de su papá vale más que todo el oro del planeta.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here